Columnas

Tiempos de Guerra

La Chulada de reforma del líder panista.

Tras celebrar su cumpleaños y después de los acalorados debates el líder panista, Gustavo Madero, se evento una buena de fin de año, al afirmar que la reforma energética era una "chulada" así de simple palabras más, letras menos así lo dijo.

No sé a qué se refiere el líder azul de la chulada, o si la reforma es asi, no tendría caso toda la oposición que ha recibido por intelectuales y gente pensante de este país, que ven en este cambio constitucional una navaja muy filosa que podría cortar al mismo presidente de la república.

Los expertos en la materia descifran esta reforma como beneficiosa, pero con grandes aristas que aún falta resolver; como la ley interna del régimen fiscal de PEMEX, que aún no queda del todo claro.

El tema que más domina y a veces asusta es la llegada de las grandes trasnacionales petroleras, que ya se lamen lo bigotes, pensando en el jugoso negocio de los hidrocarburos mexicanos.

Sin embargo a los panistas que otrora tiempo anularon la reforma y el mismo PRI que se opuso a la misma cuando el PAN era gobierno, ahora entre estos dos han agarrado el congreso y la mayoría en sus manos y han dado por hecho que la reforma aprobada pasara la aduana del referéndum del 2015.

Por lo pronto la izquierda se prepara con movilizaciones por todo el país, esperan la recuperación de AMLO, para movilizar más gente sobre todo del sureste mexicano y por si fuera poco el pacto por México, ha quedado en el olvido, por ya las izquierdas han tomado su distancia irreconciliable.

Sin embargo el panismo nacional, asume por una parte la responsiva de la anulación del aumento a las colegiaturas e hipotecas, y hasta espectaculares pone a lo largo y ancho del país, pero en esos mismos no incluye el costo de una reforma tan grande como la energética.

Así como las colegiaturas, afectan a un selecto grupo de clase media que ubica a sus hijos en colegios particulares, y cuentan con créditos bancarios para una hipoteca, la reforma petrolera, afecta y seguirá afectando para bien o para mal a más de 113 millones de mexicanos y no solo a un sector de privilegios.

Ojala que de la misma vía que se defiende lo privilegiados, se difunda las afectaciones que el PAN, hizo con sus propuestas de reforma acorde a sus miembros, por lo general gente pudiente y potentada.

 

De aquello y lo demás…

Los que piden y piden son los campiranos, en todas partes piden apoyos, de la sequía, de cadena y muchos no saben ni cuantas hectáreas tiene o siembran.

Si bien es cierto, que las zonas agrícolas tamaulipecas, han sido afectas, también es cierto, que muchos de los protestantes tienen años sin saber lo que es agricultura.

Y no defiendo a nadie, mi origen es del campo también, y se lo que se sufre cuando realmente se trabaja la tierra, se sufre tanto que no queda tiempo para andar en protestas, como las de San Fernando, donde las protestas de los campesinos fueron en el palacio municipal, siendo esta la única estancia que no tiene nada que ver, viéndose más con tintes políticos locales, que manifestación de apoyo al verdadero agricultor.

Cuando los mismo lideres agitadores saben que estos son programas federales y estatales, pero su consigna es protestar frente al ayuntamiento, que como dije es ajeno a estos programas.

 

chanorangel@gmail.com