Columnas

Cuentas Claras...

Del anhelo al clamor y repudio

- Destaca la petición de que existan solamente 32 Senadores y no los 122  

- Basta de gastos de diputados federales, mismos que paga el ciudadano

- La percepción de inseguridad de la ciudadanía incrementó 5.9 por ciento     

 

Claridades. – Anhelos que son clamores y demandas que son voces en suma de la ciudadanía, como es el hecho que cada vez tome más fuerza entre la sociedad civil su participación en las decisiones y actuaciones de nuestros gobernantes, como acción contundente e inteligente para corregir y hacer mejor las cosas. Hoy sigue sonando bien que cualquier inquietud ciudadana por algún puesto de elección popular, puede ser intento no solamente desde algún partido político, sino como candidato independiente.

Claro que sí. – En la larga lista de anhelos, clamores y peticiones ciudadanas que cotidianamente se escuchan, se demanda que disminuya la cantidad de Diputados Federales, esto es –para empezar-- de 500 a 300 dado el fuerte y hasta descarado gasto que representan, por ejemplo; 77 mil 888 pesos por la llamada Dieta, 45 mil 786 pesos por Asistencia Legislativa y 28 mil 772 por Gestión y Atención Ciudadana. Qué mejor que esto fuera invertido hacia la población en educación, seguridad y vivienda.       

Clarín. –  Para asombro e inconformidad ciudadana, los diputados federales, además de contar con un seguro de gastos médicos mayores, cuya suma asegurada básica es de hasta 1,500 salarios mínimos generales mensuales vigentes en el Distrito Federal, aguinaldo equivalente a 40 días de su dieta, cuentan también con un fondo de ahorro, que consiste de la aportación de hasta 12% de su dieta bruta mensual; seguro colectivo de vida y gastos funerarios. Increíble su bienestar en contraste al nuestro.

Aclarando. – Otro de los llamados gastos superfluos y que salen de nuestros bolsillos es el gasto del personal de la Cámara de Diputados, donde se observa que el Jefe de Departamento gana entre 18 mil 668 y 31 mil 560 pesos, el Subdirector, entre 31 mil 801 y 51 mil 900 pesos; el Director de Área devenga, entre 53 mil 109 y 83 mil 789 pesos; el director general de cada área que labora a interior de la Cámara Baja, gana entre 91 mil 203 y 119 mil 220 pesos; Contralor 122 mil 038 pesos; Secretario, 136 mil 832 pesos y el Secretario General 157 mil 702 pesos.    

Claro que no. – La inconformidad y demanda ciudadana repunta también en la exigencia de contar con menos Senadores, pues todos y cada uno de sus exorbitantes gastos nos cuestan a nosotros. Sí, a los ciudadanos. Por lo tanto seria congruente y muy justo que la cantidad de Senadores pasara de 122 a 32, solamente. ¿Por qué no? Esto es un represente por estado e invariablemente de responsabilizarlos para que rindan informes y cuentas al pueblo. Incongruente y hasta insultante que no rindan cuentas.     

Claroscuro. – Resulta por demás ofensivo al respeto que merecemos como ciudadano, que los Senadores obtienen 146 mil pesos mensuales cada uno más prestaciones. El agobio es total para el ciudadano que vive al día, presionado por el gasto, deudas, inflación, una Secretaría de Hacienda en feroz asedio hacia al tributario cautivo, que es solamente el 40 por ciento del gran total y que implica que el restante 60 por ciento no paga o séase es evasor. ¡Es delincuente fiscal!          

Clarificando. – El llamado para tener mayor participación ciudadana, debe ya romper todos los moldes y viejos sistemas, para imponerse con la razón y la ley en la mano. Es injusto que mientras los Diputados Federales y Senadores recurren a los seguros médicos privados, el ciudadano común haga largas filas con su enfermedad a cuestas, en la espera de ser atendidos en los desabastecidos Issste o Seguro Social. ¡Ah y que los gobernantes también sean atendidos ahí!        

Sabía usted que. – La Encuesta Nacional en Viviendas realizada para México Unido Contra la Delincuencia, observa que 39% de los encuestados ven la problemática del país en un tema de inseguridad, aunque la economía se mantiene como la principal preocupación. La mitad de la población considera que en la actualidad la corrupción es mayor a la que había hace cinco años. El 81% considera que existe corrupción en “las policías” y el mismo porcentaje prácticamente opina lo mismo de los partidos políticos. Tres de cada cuatro mexicanos creen que en el gobierno federal la corrupción es mucha y son mayoría los que opinan lo mismo para sindicatos, gobiernos estatales y municipales. Incluso para las empresas privadas 55% considera que viven en un sistema de “mucha corrupción”.

javierclaudio40@yahoo.com.mx